sábado, 3 de octubre de 2015

de camaleones y fotocopiadoras

pareciera que repetir los mismos errores es un bucle eterno en la historia  de la humanidad. por éstos días de acceso ilimitado de la información el asunto no ha cambiado, las orillas de la super-autopista están repletas de zombies varados bronceándose de verde con las luces que emiten las míseras pantallas de sus dispositivos móviles. history will teach us nothing cantaba sting hace casi treinta años y no se le puede quitar la razón.

el comportamiento de la mayoría de la gente relacionada con la producción de música en colombia es un asunto de repetición simple (igual que los dj´s). todo se trata de copiar comportamientos y estéticas que se han venido calcando mal, como una fotocopiadora en blanco y negro, sin detenerse a pensar que en cada nueva copia se pierde algo de la información que venía en el original.  en argentina y méxico son camaleones y ha funcionado mejor, se apropian del color pero le dejan la propia textura de su piel, es imposible que lo hagan de otra manera. en esas sociedades el negocio de la música funciona mucho mejor que en colombia. los colombianos prefieren las fotocopiadoras made in miami. es fácil ver la diferencia y la falta de profundidad.

el rock no está definido por el formato guitarra, bajo, batería. puede tener incluso órganos, teclados, coristas semi-desnudas, congas, dumbuks o gaitas de la sierra sin perder el sentido ni la esencia. el asunto está en cómo el contenido va en contravía de lo habitual (mainstream para los esnobs), el cuestionamiento, la irreverencia inteligente (no el chiste flojo tipo sábados felices), el análisis de la sociedad y su comportamiento. lo anterior no es fácil de lograr porque implica pensar y buscar la información primordial, el ADN de las cosas y esa es la información que se pierde en las fotocopias de las producciones colombianas.

así que cuando vemos los listados de nominados a cualquier tipo de premio (acto totalmente aparte del rocanrol) no queda más remedio que escupir sobre las biblias fotocopiadas mientras los verdaderos dueños del rocanrol caminan invisibles por las calles, nunca como zombies de caricatura pop. que no nos malentiendan, el pop de calidad también existe, por allí han caminado desde los beatles y los stones hasta los rodríguez sin que por ello el asunto se vea afectado. la razón es que todos ellos han sido camaleones y no fotocopiadoras.

No hay comentarios: